La Generalidad catalana amenaza a Desigual por abrir los domingos

Defiende que no ha respetado la normativa catalana ni la estatal

Lm/agencias

El Gobierno catalán ha levantado acta contra la firma de moda Desigual por abrir al público el domingo, al considerar que esta medida no solo queda fuera de la normativa catalana, sino que también contraviene la estatal.

Así lo ha dicho el consejero de Empresa y Empleo, Felip Puig, en declaraciones a los medios tras entregarle a la presidenta del Parlamento catalán, Núria de Gispert, y a los grupos parlamentarios el manifiesto titulado La declaración del comercio catalán en defensa del modelo propio del país para blindar el sector ante lo que considera "ataques competenciales" del Estado.

La normativa catalana permite abrir fuera del horario comercial habitual a los establecimientos de alimentación que no superen los 150 metros cuadrados de superficie, mientras que la estatal da plena libertad horaria a los establecimientos de hasta 300 metros cuadrados. "Desigual abrió este domingo alguna tienda en Barcelona y no se puede amparar ni en la normativa catalana ni en la estatal, y por eso hemos levantado acta", ha explicado el consejero

Fuentes de Desigual han asegurado a Europa Press que la firma de moda "cumple la ley en vigor", y han confirmado que la compañía abrió este domingo algunas de sus tiendas, entre las que destacan la recién estrenada de la plaza Cataluña y la de la calle Arcs -ambas superan los 300 metros cuadrados de superficie-.

Puig, arropado por representantes de organizaciones del comercio, patronales y sindicatos, ha entregado a De Gispert la declaración, firmada por 22 entidades.

Cuatro ejes

La declaración, que gira bajo cuatro ejes, reafirma la voluntad de tener un modelo comercial propio de Cataluña, configurado a través de las instituciones y el consenso, y rechaza "la creciente intromisión de la administración central en el modelo comercial catalán, con la voluntad de desnaturalizarlo haciendo un uso abusivo de la regulación básica y una concepción errónea de la unidad de mercado".

También llama a todos los establecimientos comerciales de Cataluña a aplicar la normativa catalana y recuerda que las modificaciones en este modelo deben producirse cuando sean necesarias y a través del diálogo. "Es muy grave que se quiera cambiar una realidad que no se conoce", ha destacado el presidente de Pimec-Comerç, Alejandro Goñi, que ha leído el manifiesto ante los grupos parlamentarios y que ha incidido en que el sector nunca se cansará de defender el modelo.

Puig ha defendido que el 95% del sector está de acuerdo con el modelo catalán, por lo que el Gobierno autonómico vuelve a pedir que se levante la suspensión de la legislación de horarios comerciales catalana, y ha recordado que se personará ante el Tribunal Constitucional (TC) para defenderla.

"No queremos más imposiciones, queremos que estén a nuestro lado y nos escuchen. No nos pueden tocar nuestras competencias exclusivas e iremos a donde haga falta", ha aseverado De Gispert, que ha sostenido que como presidenta del Parlamento catalán tiene la obligación de defender cualquier normativa aprobada en la Cámara.

A continuación