González promete cumplir el objetivo de déficit en 2013 sin subir impuestos

El presidente regional asegura que se trata de unas cuentas "responsables, rigurosas, serias y adaptadas a la situación económica".

D. SORIANO

Ignacio González ha presentado esta tarde los "presupuestos más difíciles" de la historia de la Comunidad de Madrid. El nuevo presidente regional ha asegurado a los medios que el ajuste que tendrá que acometer su Ejecutivos será superior a los 2.700 millones de euros, si quieren cumplir con el objetivo de déficit marcado por el Gobierno. Pues bien, el sucesor de Esperanza Aguirre asegura que lo conseguirán y, al contrario que otras administraciones, lo harán sin subir impuestos. ¿La clave? Un recorte del gasto del 7,7% y un incremento en los ingresos por ventas de patrimoniales, algunas tasas y activos de empresas públicas.

Esos 2.700 millones de ajuste salen de dos cuestiones diferentes. Por un lado, la Comunidad tiene que reducir su déficit, como todas las autonomías, del 1,5% previsto para este año al 0,7% que aparece como límite para el que viene. Pero además, Madrid sufrirá un problema adicional, puesto que perderá 1.000 millones de euros por algo que el Ejecutivo regional asegura que es "un error en el cálculo del sistema de financiación".

Para una administración que en 2012 tuvo un presupuesto de gasto de 18.473 millones, es una cifra realmente importante. Sin embargo, González asegura que lo logrará y que su región seguirá cumpliendo los objetivos de déficit impuestos por el Gobierno de España. Lo hará con un recorte en el gasto de algo más de 1.400 millones y un aumento de los ingresos de un poco mes de esa cantidad. Eso sí, para conseguir este extra no subirá ningún impuesto, manteniendo con la promesa hecha en su idea por su antecesora.

Ingresos

El propio presidente se ha preguntado "¿de dónde obtendrá 1.335 millones en ingresos la Comunidad?". En primer lugar, la venta de patrimonio aportará a las arcas regionales 742 millones de euros. A esta cantidad se añadirán otros 150 millones de ingresos patrimoniales del Canal de Isabel II y de diferentes consorcio urbanísticos, y 170 millones más a través de la mejora prevista en la recaudación del Impuesto de Sucesiones y Donaciones. El incremento de las liquidaciones del Sistema de Financiación en su revisión posterior aportará otros 190 millones.

La medida más comentada del día, la aprobación de una tasa de un euro por receta, aumentará los ingresos regionales en 83 millones, aunque desde el Gobierno autonómico se recuerda que su finalidad es disuasoria (para racionalizar el gasto en medicamentos del sistema de salud) y no recaudatoria.

González ha mantenido que Madrid seguirá siendo "la comunidad autónoma con los impuestos más bajos de España" y ha asegurado que su idea es mantener la eliminación del Impuesto de Patrimonio, la reducción de un punto del IRPF y las múltiples deducciones (como la de compra de vivienda o alquiler para jóvenes) que están vigentes en estos momentos.

Gastos

En cuanto a los gastos, el recorte será del 7,7%, de los 18.473 a 17.048 millones de euros. El Gobierno regional asegura que "se mantendrán los servicios" y el ahorro se conseguirá "por eficiencia y reformas estructurales". Entre estas medidas, destacan:

  • Sanidad: impulso de la colaboración público-privada en la gestión de servicios sanitarios especializados; implicación profesional en la gestión de los centros; externalización de los servicios no sanitarios; potenciación del uso racional del medicamento; tasa por emisión de receta. De media, el coste total de la asistencia sanitaria para las arcas públicas con el actual sistema es de unos 600 euros por habitante, mientras que con el nuevo que se quiere trasladar es de 441 euros por habitante (159 euros menos por habitante).
  • Educación: adecuación de la oferta a la demanda existente; mejora de la gestión de los centros.
  • Asuntos sociales: renegociación de los contratos de los centros.
  • Transportes: Plan Estratégico de Eficiencia
  • Subvenciones: esta partida baja un 54%, casi 73 millones, aunque quedan excluidas de esta rebaja las que afectan a sectores estratégicos. Eso sí, se eliminan por completo las subvenciones a partidos políticos, sindicatos y organizaciones empresariales.

Por consejerías: Sanidad, es la que cuenta con un mayor presupuesto de gastos (7.108 millones), y una caída del 4,9 por ciento respecto al presupuesto del año pasado; le sigue Educación, Juventud y Deportes, con 4.230 millones; Transportes, Infraestructura y Vivienda, 1.533 millones; Asuntos Sociales, 1.249; Presidencia, justicia y portavocía del Gobierno, 895 millones; Empleo, Turismo y Cultura, 377 millones; Economía y Hacienda con 152 millones; Medio Ambiente y Ordenación del Territorio, 134 millones; la Asamblea de Madrid, con 27 millones; la Cámara de cuentas, con 7; el Consejo Consultivo (cuatro) y un millón para la Presidencia.

"Responsables, rigurosos y serios"

El presidente de la Comunidad de Madrid ha afirmado que se trata de unos presupuestos "responsables, rigurosos, serios y adaptados a la situación económica". González ha explicado que los presupuestos "garantizan los servicios esenciales de los madrileños".

"Es un presupuesto claramente social, porque nueve de cada diez euros van destinados a este objetivo", ha insistido González, quien ha sostenido que, además, el presupuesto "cumple con el 0,7 por ciento" de objetivo de déficit establecido y que "permitirá que a Madrid liderar la recuperación económica tan pronto como la tendencia se invierta" en España. Así, ha dicho que los ciudadanos pueden estar "tranquilos" porque se prestarán los "servicios de máxima calidad".

A continuación