Rafa Nadal cree a Nuria Llagostera y rechaza que se dopara

A la balear le fue encontrada la sustancia d-metanfetamina en una muestra de orina durante el torneo de Stanford (California) en julio pasado.

LD / EFE

El español Rafael Nadal, número uno del tenis mundial, ha apoyado a su compañera y paisana Nuria Llagostera, sancionada con dos años de suspensión, y ha descartado que recurriera de forma voluntaria al dopaje para mejorar su rendimiento físico.

Llagostera anunció su retirada de las pistas la semana pasada tras reiterar su inocencia y de insistir en que no sabía cómo "esa sustancia" (d-metanfetamina), detectada tras un análisis de orina cuando entrenaba en Estados Unidos, había entrado en su cuerpo. "Una tenista que juega dobles, como Nuria, no necesita recurrir al dopaje, y los que nos dedicamos a esto lo sabemos. Yo la creo, le transmito todo mi apoyo y lo siento muchísimo por ella y por su madre", ha afirmado Nadalen el transcurso de la presentación de un torneo benéfico de golf en Son Servera (Mallorca) junto al exgolfista José María Olazábal.

Y ha añadido: "Quiero pensar que lo de Nuria ha sido algo involuntario. Los que somos deportistas, los que sabemos cómo funciona este mundo del tenis, sabemos que para jugar dobles no se necesita ayuda externa, es una cuestión de lógica. Desde luego es triste y sólo le puedo desear ánimos".

Nadal, asimismo, ha reiterado que su gran temporada en 2013, en la que ha arrebatado el número uno de la clasificación ATP al serbio Novak Djokovic, se debe "al gran apoyo" que ha recibido de su equipo y familiares. "Ha sido un gran año, sin duda, uno de los mejores de toda mi carrera, y ojalá puede mantener esas sensaciones positivas en los próximos torneos", ha resumido el deportista mallorquín.

"Para mí era importante demostrarme a mí mismo que podía volver tras mi lesión (en la rodilla). Era una cuestión de superación personal, de aprovechar las oportunidades y no perder el tren", ha indicado.

El tenista manacorense también se ha referido a las lesiones que ha sufrido en su carrera y ha recordado que la más grave la padeció en 2005 en un pie. "Estuve varios meses parado y los médicos se temían lo peor porque no hallaban la solución. Lo pasé muy mal, pero ya está olvidado", ha explicado.

A continuación