Chema Martínez da su apoyo a los nuevos espacios cardioprotegidos

El atleta español ha estado presente en el acuerdo para instalar desfibriladores en gimnasios e instalaciones deportivas. 

Libertad Digital

La Federación Nacional de Empresarios de Instalaciones Deportivas (FNEID) y ESFOREM Formación de Emergencias SL/EAST han firmado un acuerdo de colaboración con Philips para facilitar y promover la instalación de desfibriladores externos semiautomáticos (DESA) en gimnasios e instalaciones deportivas.

Además, el convenio incluye formación a los profesionales que trabajan en dichos centros, que se convertirán así en espacios cardioprotegidos. El acto tuvo lugar para empresarios y medios en el Philips Innovation Space justo en la semana que engloba el día de la parada cardiaca.

Además de los empresarios que asistieron del sector se pudo ver a otros protagonistas como el Dr. Francisco Javier Parra Jiménez, jefe del Servicio de Cardiología de HM Hospitales-HM CIEC y el medallista, Chema Martínez. Por parte de FNEIDAdolfo Ruiz, presidente de la Federación y el gerente, Alberto García. Por parte de Esforem, Rubén Barriga, director general y Miguel Tejedor, director comercial.

El Dr. Parra puso especial hincapié en el tiempo de actuación ante casos de accidentes cardiacos: "Por cada minuto que transcurre en una parada cardiorespiratoria se reducen las probabilidades de supervivencia de la víctima en un 10 por ciento, por lo que es vital actuar antes de los cuatro minutos". Esto unido a disponer de herramientas y personal formado para la actuación y el uso de desfibriladores.

Chema Martinez también recomendó la instalación de este tipo de aparatos. Es promotor y defensor de la ley nacional que impulsa la cardioprotección de los espacios públicos y la instalación de desfibriladores en áreas y recintos deportivos: "El manejo del equipo no es complicado en cualquier persona que haya recibido un mínimo de formación básica. Es sencillo de usar ya que el propio equipo guía los pasos que deben darse de una forma visual y sonora".

El uso de desfibriladores puede aumentar las probabilidades de supervivencia en tres de cada cuatro casos de paro cardíaco repentino.

Por otro lado, Miguel Tejedor quiso destacar el objetivo principal de esta iniciativa necesaria para la protección y el bienestar de los deportistas: "Uno de nuestros intereses es velar por nuestros asociados para darles las mejores ofertas posibles y la divulgación en algo tan importante como salvar la vida a una persona a través de la formación directa de todo el mundo".

A continuación