El Sevilla se lleva el derbi ante el Betis en la vuelta de La Liga (2-0)

Un polémico penalti transformado por Ocampos, el mejor del partido, despejó el camino a los locales, muy superiores en el derbi del Pizjuán.

LD/ Efe

El histórico derbi Sevilla-Betis, que se jugó en el Sánchez Pizjuán este jueves a puerta cerrada después de tres meses sin competición por la pandemia de coronavirus, reanudó LaLiga Santander con un triunfo sevillista (2-0), equipo que expuso más que el verdiblanco y que vio la luz en la segunda parte.

El conjunto que entrena Julen Lopetegui consolida así su tercera plaza en la clasificación con los goles del argentino Lucas Ocampos, de penalti, y del brasileño Fernando Reges en el comienzo de la segunda mitad y deja al equipo de 'Rubi' sin reaccionar en la zona media de la clasificación, y más después de un partido en el que solo apretó cuando en la última fase y ya con dos tantos en contra. Era un partido lleno de incógnitas tras tres meses sin jugar y por la incertidumbre de saber cómo llegaban los futbolistas a esta cita extraña con un estadio Ramón Sánchez Pizjuán completamente vacío.

Lopetegui, quizás al tener en la recámara que en la nueva reglamentación para esta reanudación del torneo se podían hacer hasta cinco cambios, puso una alineación con algunas novedades. En primer lugar, Ocampos, que arrastraba molestias físicas durante la semana, finalmente entró en el once, en el que también estuvieron en ataque Munir El Haddadi y Óliver Torres, dejando en el banquillo a Éver Banega y Franco 'Mudo' Vázquez.
Pese a que el Betis hizo una presión muy adelantada en el inicio para dificultar la salida del rival, el Sevilla quiso asumir su condición de local aunque las desiertas gradas dieran mas un aspecto de neutralidad. Tuvo mas el balón el equipo sevillista y sobre todo utilizó la banda derecha para crear el juego que le pudiera crear problemas al rival. A los veintiún minutos fue el central francés Jules Koundé quien no remató bien de cabeza una buena oportunidad ante Joel, intranquilo en esta fase del partido pues el Sevilla apretaba de lo lindo. Tras otra ocasión de cabeza de De Jong para los locales, se llegó al descanso con tablas pese a los intentos de los de Lopetegui por desnivelar la balanza.

Sin embargo, el dominio blanquirrojo se mantuvo en la reanudación, y el fruto llegó en el minuto 56, cuando antes el colegiado valenciano Antonio Miguel Mateu Lahoz señalara un polémico penalti, con consulta al VAR incluida, por arrollar Marc Bartra a De Jong. Ocampos lo transformó con contundencia para desnivelar el marcador y esperar que el Betis le diera otra estrategia al partido, para lo que Rubi sacó al terreno al joven mediapunta Diego Linez en el lugar de Tello. No dio tiempo a ver la reacción verdiblanca, porque en una jugada de pizarra, con taconazo incluido de Ocampos, la culminó Fernando con un cabezo que puso el 2-0.

Pese a que Rubi volvió a mover el banquillo dando entrada a dos de los pesos pesados del equipo, Loren Morón y Joaquín Sánchez, no logró resultado. Pese a que el Betis, ahora sí, entró en el último cuarto de hora del tiempo reglamentario con mejores intenciones, no logró ni siquiera reducir la desventaja. Los visitantes mejoraron con Lainez y empezaron a apretar sobre la portería del checo Tomas Vaclík, quien vio en un par de ocasiones merodear el peligro, pero el Sevilla supo también controlar el tiempo hasta llegar a la conclusión con una solvente victoria.

Ficha técnica

Sevilla, 2: Vaclík; Jesús Navas, Koundé, Diego Carlos, Reguilón (Escudero, m.80); Fernando, Jordán; Ocampos (Éver Banega, m.70), Óliver Torres (Franco Vázquez, m.80), Munir (Suso, m.74); y De Jong (En-Nesyri, m.70).
Betis, 0: Joel; Emerson, Bartra, Sidnei (Feddal, m.46), Álex Moreno (Pedraza, m.78); Canales, Guido Rodríguez, Aleñá (Joaquín, m.60), Tello (Lainez, m.60); Fekir y Borja Iglesias (Loren, m.69)

Goles: 1-0, M.56: Ocampos, de penalti. 2-0, M.62: Fernando.
Árbitro: Antonio Miguel Mateu Lahoz (Comité Valenciano). Amonestó a los visitantes Emerson (m.48) y Bartra (m.54).
Incidencias: Partido de la vigésima octava jornada de LaLiga Santander disputado a puerta vacía en el estadio Ramón Sánchez Pizjuán debido a la crisis sanitaria por la pandemia de coronavirus. Antes del encuentro se guardó un minuto de silencio por las víctimas de la covid-19 y en el minuto veinte se escucharon aplausos por la megafonía en homenaje a todos los que han luchado en primera línea por paliar esta enfermedad

A continuación