El Real Madrid asusta con su remontada ante la Real Sociedad (3-1)

Otro buen partido de los de Zizou, que remontaron tras el error de Ramos con goles de Benzema, Valverde y Modric. Tremenda pitada a Bale.

Sergio Valentín

Había cierta unanimidad en intuir que el Real Madrid-Real Sociedad iba a ser un encuentro divertido. Por el buen momento que atraviesan los blancos, de juego y resultados, y por el atractivo juego de la Real Sociedad, uno de los más atrevidos de LaLiga, si no el que más. Los pronósticos se cumplieron de sobra y en ese ida y vuelta salió ganador el Real Madrid pese al error garrafal de Sergio Ramos al minuto de juego.

El capitán, a sus 34 años, cedió a su portero mirando al suelo, algo que está prohibido y enseñado desde cadetes. En el trayecto de la pelota estaba William José que solo tuvo que regatear a Courtois para romper la imbatibilidad del belga tras 5 partidos sin encajar. El Real Madrid, sin embargo, está en tan buen momento, que iba a acabar remontando a uno de los equipos más en forma y con más peligro con marcador a favor. Y sin que ninguno de sus futbolistas ofensivos tuviera una actuación destacada. Hazard, que sigue con un solo gol, Rodrygo, muy apagado, y Benzema, solo aparecieron de forma intermitente. Cuando ganas sin sufrir, remontando y sin hacer un buen partido, es que estás en un buena dinámica. Hacía meses que no superaban un reto así y con una nota elevada.

Está claro qué los jugadores del Madrid saltan ahora al terreno de juego con más confianza. La necesaria para volver a asustar a sus rivales. Venir al Bernabéu ya no es quitarle un caramelo a un niño. Ahora tienes que sudar de lo lindo y tener suerte. Fue otro sólido partido de los blancos que se marcharon habiendo demostrado bastantes aspectos a nivel colectivo y algunos a nivel individual. El nivel de Benzema ya es tan alto que habrá que evaluarlo con una escala distinta. Es el Messi del Madrid y quizá ya valga que aparezca en pocas ocasiones si estas son decisivas.

El empate llegó en una de las dos asistencias de Modric y en el primer gol del Madrid en LaLiga a balón parado. El tanto de Benzema es de delantero centro. Vale para todo. Para unir a todos con su calidad o para marcar con el hombro, que es un recurso poco habitual, propio de alguien que tiene que reaccionar rápido. En una palabra: instinto.

El Real Madrid se quitó un peso de encima brutal con el empate porque los vascos estaban muy cómodos y en esa situación es cuando más brillan Odegaard, Portu y Oyarzabal. La cuestión es que salvó el noruego, los demás no dejaron huella en el Bernabéu. No fue una actuación deslumbrante, pero se le notan mimbres de sobra para poder vestir de blanco. Oyarzabal, en cambio, pudo hacer su peor partido en los últimos dos años.

Zidane aguantó 20 minutos para mover el banquillo. En la segunda parte sí se vio a un Madrid más entero que su rival. Era el que presionaba, el que tenía más la pelota. Había sensación de que el momento de la Real Sociedad ya había pasado. Empezó a romperse el partido, a aparecer más espacios y ahí destacó Valverde, un especialista en ir ganando yardas. Rompía líneas, daba salida y tuvo la fortuna de marcar el segundo. Está tocado por la varita ahora mismo. Lo contrario de Oyarzabal quien desvió el disparo del uruguayo para batir a Remiro.

Pese a que el Madrid ya estaba por delante en el marcador, gracias a un insistente Odegaard, la Real Sociedad seguía mostrando los dientes de vez en cuando. Zidane movió el banquillo e hizo el cambio esperado. Quitó a Rodrygo, que ya veremos si aguanta la titularidad, y metió a Bale. Su entrada será noticia porque hacía mucho que no se recordaba una pitada del Bernabéu tan grande por los casi 70.000 espectadores. Y no es por su rendimiento deportivo, ya que llevaba 40 días sin jugar con el Real Madrid, sino por la famosa bandera o por haber jugado con Gales o por todo en general y ya se haya acumulado la ira de hace bastante tiempo.

Sus compañeros son conscientes del momento delicado que está pasando y están con él. Como prueba, el tercer tanto. Bale es quien hace el centro que termina en el tanto de Modric tras una excelente dejada de cabeza de Benzema. Pues la mayoría de los jugadores blancos se fueron a buscar a Bale en lugar de al goleador. No era un partido sencillo para Bale. Tenía a gran parte de su público en contra cada vez que tocaba la pelota y aún así fue de lo más destacado. Bale habló en el campo. Quizá le valga para frenar el temporal.

Estuvo bien Mendy que sigue haciendo méritos para competir en el lateral izquierdo, pero el mejor del partido, pese a que sus estadísticas no deben indicar nada destacable, fue Carvajal. Estuvo en absolutamente todas las acciones decisivas en defensa. No falló en ninguna, como tampoco Courtois. Otro buen partido del portero que salvó dos goles en el tramo final del partido a dos disparos, de William José e Isaak.

Es obvio que el Real Madrid ha encontrado la forma de estar cómodo con y sin pelota. Más con ella pero también mejorando en defensa. Ahí está la perfecta presión alta en el robo previo al 2-1. Y en ese crecimiento, está saliendo beneficiado Hazard que es casi todo lo nuevo respecto al año pasado. Es la cara nueva, pero la realidad es que este Madrid poco se parece al que terminó tan mal con Zidane.

El Madrid, al igual que el Barcelona, salvó un momento complicado en esta jornada, pero a diferencia de los catalanes, sumó tres puntos con merecimiento y un juego notable. Los de Zidane mantienen una línea constante y esa es la mejor noticia para pelear por LaLiga o para recibir el próximo martes al PSG de Mbappe o Neymar.

Ficha técnica

Real Madrid, 3: Courtois; Carvajal, Varane, Sergio Ramos, Mendy; Casemiro, Modric (Isco, m.83), Valverde (Kroos, m.76); Rodrygo (Bale, m.67), Hazard y Benzema
Real Sociedad, 1: Remiro; Zaldua, Diego Llorente, Elustondo, Monreal; Merino, Zubeldia, Odegaard; Portu (Januzaj, m.73), Oyarzabal (Isak, m.80) y Willian José.

Goles: 0-1, m.2: Willian José. 1-1, m.37: Benzema. 2-1, m.48: Valverde. 3-1, m.74: Modric.
Árbitro: Gil Manzano (Comité Extremeño). Amonestó a Ramos (m.52) por el Real Madrid; y a Zaldúa por la Real Sociedad (84).
Incidencias: encuentro correspondiente a la decimocuarta jornada de LaLiga Santander disputado en el estadio Santiago Bernabéu ante 69.305 espectadores. Se guardó un minuto de silencio en memoria de Veloso, exjugador del Real Madrid.

A continuación