El portero suplente del Liverpool se queda dormido en el banquillo

Brad jones, suplente de Mignolet en el conjunto inglés, fue cazado dando una cabezada detrás del entrenador del equipo.

Libertad Digital

Brad Jones, portero suplente del Liverpool, fue el protagonista inesperado de la derrota de su equipo (3-1) frente al Crystal Palace, después de ser captado por las cámaras de televisión echando una cabezada dentro del banquillo del conjunto inglés.

Corría el minuto 85 del duelo entre ambos conjuntos y Brendan Rodgers, entrenador de los Reds veía cómo a su equipo se le escapaban tres puntos vitales. Por ello, las cámaras se dirigieron hacia el técnico y lo que apareció detrás fue la imagen de Brad Jones, incapaz de mantenerse despierto.

A continuación