Marcelo, enfrentado con Valdano: "No rectifico, hay cosas que pueden hacer daño"

Preguntado por sus palabras sobre el ataque de ansiedad que sufrió antes de la final de Kiev, dice que "hay críticas que pueden motivarte más".

Guillermo Domínguez

Marcelo Vieira, a la gresca con Jorge Valdano. Todo viene a raíz de la confesión del brasileño la semana pasada, en un artículo publicado en The Player's Tribune, donde el jugador desvela que sufrió un ataque de ansiedad antes de la final de la Champions de 2018 contra el Liverpool en Kiev. Estando en el vestuario, Marcelo contaba que sufrió dicho ataque: "No podía respirar. Intenté no entrar en pánico. No podía comer ni dormir (...) Cuando tienes la oportunidad de hacer historia sientes esa carga. Pero por alguna razón, la estaba sintiendo de verdad. Nunca antes había sentido una ansiedad tan intensa, no sabía qué estaba pasando", desvelaba.

Marcelo también se refirió en el artículo en The Player's Tribune a un comentario previo de Jorge Valdano en los micrófonos de Movistar Plus, durante un partido del Real Madrid en LaLiga Santander en la recta final de la temporada 2017/18 —pocos días antes de la final de Kiev—, al señalar que el lateral izquierdo brasileño "debería comprar un póster de Mohamed Salah, ponerlo en su pared y rezar por él todas las noches".

Un año y medio después, en el artículo, Marcelo se refirió a este comentario de Valdano, aunque sin citar en ningún momento al técnico argentino: "Unos días antes de la final, un antiguo futbolista del Real Madrid dijo algo sobre mí que se me grabó en la cabeza. Le preguntaron qué pensaba sobre la final y dijo que pensaba que Marcelo debería comprarse una foto de Salah, ponerla en la pared y rezar todas las noches (...) Después de 12 años y tres trofeos de la Champions, me faltó al respeto de esta manera en la televisión en vivo. Este comentario estaba destinado a hundirme. Pero me dio mucha motivación".

Tras estas duras declaraciones, Valdano respondió la semana pasada en el programa El Transistor de Onda Cero: "Me sorprendieron las palabras de Marcelo. Yo le hice un elogio y una broma. Él interpretó mal la broma. No hay ninguna intención. Creo que no escuchó toda la frase".

Y este martes, en la previa del partido de Champions que el Real Madrid jugará contra el Galatasaray en el Santiago Bernabéu, a Marcelo le preguntaban por su ataque de ansiedad previo a la final de Kiev y, sobre todo por su enfrentamiento dialéctico con Valdano. Y el brasileño, lejos de retractarse, se mantenía en sus trece.

"Creo que algunas cosas hacen daño a los futbolistas y a veces no hay ese respeto. Son cosas que digo yo y que cuento yo sobre mi vida y siempre tengo el cuidado de no mencionar a nadie y no menciono a nadie por respeto. No rectifico, son cosas que pasan, y hay ciertas cosas que pueden hacer daño y a veces una crítica puede motivarte más", afirma Marcelo sobre su rifirrafe con Valdano.

Respecto al ataque de ansiedad en sí, el brasileño apostillaba: "Al inicio era más duro, luego te acostumbras a la presión aunque siempre la tienes si no ganas. Es el precio que pagas por jugar en el mejor club del mundo. Tienes mucha responsabilidad y la presión no es sólo jugar al fútbol, está fuera. La ansiedad se puede sentir en todos los trabajos. Conté esta historia para decir a los niños y a mis fans que somos iguales, que tenemos problemas diarios en la familia y el trabajo".

A continuación