Illa asegura que se doblegará la tercera ola sin confinamiento domiciliario

El ministro ha comparecido en rueda de prensa para sacar pecho del proceso de vacunación: en verano estará vacunada el 70% de la población.

Noelia Bautista

El ministro de Sanidad, Salvador Illa, ha asegurado este sábado que estamos ante una situación "muy preocupante" pero que conseguiremos doblegar la tercera ola, aunque no se contempla ningún confinamiento domiciliario para hacer frente a ella.

Illa ha hecho estas consideraciones en una comparecencia en la que ha informado sobre la situación de la pandemia que dejó este viernes 40.197 nuevos casos, una cifra diaria de contagio que, de nuevo, no tiene precedentes. En total, según datos del ministro de Sanidad, se han notificado 270.449 nuevos contagios en los últimos 14 días con lo que la tasa de incidencia acumulada en nuestro país ha escalado hasta los 575 casos por cada 100.000 habitantes.

Cifras muy preocupantes, ha dicho el titular de Sanidad, que en cualquier caso defiende que doblegaremos la curva, como ya lo hemos hecho antes, y venceremos a esta tercera ola gracias al decreto del estado de alarma en vigor hasta el 9 de mayo. Un decreto, dice Illa, que "ha funcionado y funcionará".

Descarta el confinamiento domiciliario

Es precisamente en el decreto del Estado de alarma en el que se basa para defender que no es necesario un nuevo confinamiento domiciliario como solicitan algunas autonomías ante la gravedad de los datos.

Illa tan solo se ha mostrado abierto a modificar la franja horaria del toque de queda que este decreto establece entre las 22:00 y las 7:00 horas. Una modificación que, asegura, tendrá que ser planteada y valorada en el seno del Consejo Interterritorial entre el Gobierno y las diferentes autonomías.

El ministro ha subrayado que "nunca se ha negado a escuchar y a valorar esta posibilidad", pero destaca que es necesario hacerlo con las máximas garantías jurídicas, respondiendo así a las comunidades que quieren adelantar este toque de queda a las 20:00 horas como es el caso de Castilla y León.

Ritmo óptimo

Sobre el proceso de vacunación el ministro de Sanidad saca pecho y asegura que "hemos adquirido una velocidad de crucero", el ritmo óptimo, ha dicho, para llegar al objetivo fijado: la vacunación del 70% de la población el próximo verano. Hasta entonces asegura que a corto y medio plazo lo que se busca es llegar a tener "más personas vacunadas que contagiadas".

Preocupa el recorte de vacunas de Pfizer

El titular de Sanidad no ha ocultado su preocupación por el anuncio de Pfizer de que reducirá temporalmente las entregas de vacunas a Europa a partir de la próxima semana para aumentar su capacidad de producción de 1.300 a 2.000 millones de dosis al año. Así lo ha trasladado a sus colegas en la reunión de urgencia mantenida anoche con el Comité de Dirección de la Estrategia de Vacunación Europea donde, sostiene Illa, ha solicitado que se garantice un suministro regular.

De momento Europa recibirá la próxima semana el 56% de las dosis comprometidas de las cuales a España le corresponderán 205.725 y no las 360.000 pactadas. A pesar de este contratiempo asegura Illa que el suministro volverá a las cifras comprometidas en la semana del 25 de enero y por ello no afectará a las personas que ya han recibido su primera dosis y que ahora tienen que recibir la segunda que, dice, "está garantizada". Añade el ministro que además en el segundo trimestre del año se aumentará el suministro de vacunas gracias a las compras adicionales que ha realizado la Unión Europea y en las que España ha participado.

Por otro lado, ha avanzado que también la semana se darán a conocer los nuevos grupos diana de vacunación, así como el acuerdo que se está ultimando para suministrar vacunas al Estado de Andorra en el ejercicio, dice, de la solidaridad al que se ha comprometido el Gobierno de Pedro Sánchez.

Vigilan la cepa británica

Preguntado por la presencia de casos de contagio por la cepa británica en nuestro país asegura que estamos ligeramente por encima de los 100 casos confirmados, mientras hay varios centenares sospechosos. Es por ello por lo que, igual que Fernando Simón, ha defendido que no son el origen de la escalada de contagios de las últimas semanas en nuestro país. Una escalada que obedece, dice, al aumento de las reuniones familiares estas pasadas navidades.

Aún así subraya Illa que se que están siguiendo los casos con "muchísima atención" y que se están realizando los rastreos necesarios para frenar su expansión. Ha anunciado además que se está siguiendo también la evolución de las cepas sudafricana y brasileña.

Ni un matiz al retraso del 14-F

Salvador Illa ha insistido de nuevo en que está volcado al 101% en la gestión de la pandemia y de esta tercera ola. "Mi foco está puesto en derrotar al virus", ha dicho, así como en que en el corto plazo haya más vacunados que contagiados en nuestro país.

Respecto a la decisión de retrasar las elecciones en Cataluña asegura el ministro que "es una cuestión que compete al Gobierno catalán y a los partidos políticos". "No voy a poner ningún matiz sobre lo que han hablado, acordado y decidido las diferentes fuerzas políticas", ha añadido.

A continuación