Sanidad registra al mismo tiempo 9 y 63 muertos por coronavirus en los últimos 7 días

Tras los múltiples cambios y piruetas estadísticas los datos de Sanidad no son capaces de guardar coherencia ni con ellos mismos.

C.Jordá

Las cifras que ofrece cada día el Ministerio de Sanidad sobre los fallecidos por coronavirus ya no sólo tienen discrepancias con las de las comunidades autónomas, sino que directamente se contradicen ellas mismas.

Así, en el documento hecho público este miércoles por el departamento que dirige Salvador Illa puede verse cómo los "fallecidos con fecha de defunción en los últimos siete días" son 63, una cifra por cierto sensiblemente más alta que la de jornadas anteriores en las que había estado entre treinta y muchos o cuarenta y pocos.

Sin embargo, cuando atendemos al total de fallecidos vemos que en la última semana sólo ha crecido en 10 más: en los datos correspondientes al pasado 28 de mayo este total era de 27.119, mientras que en los que se han hecho públicos hoy es de 27.128.

Aunque sí puede ser la más llamativa, ésta no es la única discrepancia: el incremento en la cifra de "fallecidos con fecha de defunción en los últimos siete días" se debe sobre todo a que Castilla y León ha pasado de golpe de 6 a 28 muertes en este apartado. El total de esta autonomía, sin embargo, sólo ha crecido en uno: de 1.924 a 1.925.

Simón habla de cifras "congeladas"

Como viene haciendo en los últimos días, Fernando Simón ha señalado a las comunidades autónomas para justificar las evidentes irregularidades en esta contabilidad oficial.

Aún así, el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias (CCAES) ha reconocido que "en la estadística figuran 63" fallecidos, que esto "son más de los publicados en los últimos días" y que esto se debe "al gran esfuerzo de Castilla y León" por notificar sus últimos casos.

Sobre las discrepancias entre unas cifras y otras cifras Simón ha asegurado que "en la columna de los totales solo incluimos los que se han notificado hoy con fecha de defunción de ayer" y ha comentado que algunas de las cifras "están congeladas" –sin explicar a qué se refiere exactamente con este término– hasta que todas las comunidades autónomas "hagan la actualización de los datos" que se supone empezó con el cambio estadístico del 25 de mayo y que en teoría debería haber durado unos días –este miércoles Simón ha dicho "una semana"– pero que al parecer todavía no se ha completado diez días después.

Por último el director del CCAES ha comentando que las cifras de contagios están descendiendo de una forma menos acusada pero que esto se debe a que "se está detectando mucho más" gracias "al gran esfuerzo de búsqueda", pero ha destacado que aún así "la tendencia sigue siendo descendiente".

A continuación