Kiko Rivera muestra su nuevo vicio en Instagram y recibe más críticas

Kiko Rivera se ha comprado la Playstation 5, que acaba de salir al mercado.

Chic

En pleno escándalo con su madre, Kiko Rivera ha mostrado en Instagram: la nueva consola Playstation 5 que se acaba de poner a la venta esta misma semana.

El nuevo sistema de Sony, valorado en unos 500 euros, es lo último de lo último en videojuegos, la nueva generación en alta definición. Y Kiko Rivera, un adicto al "gaming", ya la tiene en casa.

Naturalmente, el post de Instagram donde lo anuncia ha recibido toda clase de críticas negativas, al llegar en un contexto de crisis familiar galopante y con Kiko quejándose de haber sido estafado y atravesar problemas económicos.

Además, el propio Kiko Rivera ha confesado "otras" adicciones que han contribuido a menguar sus arcas familiares. Tras haber superado ese bache, la de los videojuegos es la más sana de todas, tal y como reconoció Ana Rosa Quintana cuando mostró la imagen en su programa. "Mientras haga eso y no otras cosas no pasa nada", dijo la periodista.

Él mismo parece referirse a esos problemas familiares en el comentario que acompaña a la imagen. "Todo no va ser malo, ¿no?", dice en una evidente referencia a las críticas a su madre. "Ya la tengo en mi poder. 7 años de espera y ahora toca disfrutarla", ha escrito demostrando su afición a los videojuegos.

A continuación