Desgarradora carta de Ana Obregón a Alessandro Lequio: "Gracias por haberme dado lo más importante de mi vida"

La actriz continúa recuperándose de la muerte de su hijo con la ayuda de sus padres y sus hermanas.

Chic/Agencias

Cinco meses después del fallecimiento de su hijo Álex, Ana Obregón regresó este miércoles a Instagram con un mensaje en el que explica cómo está viviendo la etapa más dolorosa de su vida. El hijo de la actriz murió el pasado mes de mayo víctima de un cáncer. Desde entonces, Ana está apartada de todo y se encuentra centrada en su recuperación junto sus padres y sus hermanas, que se han convertido en su principal apoyo.

Junto a ella también se encuentra el padre de Álex, Alessandro Lequio, al que este miércoles dedicó unas emotivas palabras de agradecimiento: "Gracias Alessandro por haberme dado no solo lo más importante de mi vida, sino 'la vida'. Porque el día en que nació nuestro hijo Aless, ese día en realidad quien nació fui yo", reza la carta que ha publicado en su red social acompañada de una galería de fotografías en las que aparecen felices junto a su hijo.

Gracias Alessandro @alessandrolequiosr por haberme dado no solo lo más importante de mi vida, sino "la vida". Porque el día en que nació nuestro hijo Áless , ese día en realidad quien nació fui yo. Es curioso, no puedo recordar nada de mi vida antes de ti Aless, como tampoco puedo recordar estos meses sin ti. Se ha borrado todo. Lo único que siento cada segundo con lo que me queda de corazón son los 27 años que nos regalaste de inmensa felicidad, amor , lucha , ejemplo y genialidad. Aunque ahora me haya convertido en un pozo vacío de vida sin ti y lleno de tristeza se que tu alma está unida eternamente a la nuestra . Y eso , a veces, me permite respirar. Gracias por habernos elegido como padres mi guerrero de luz. ? #eternamentejuntos #alessforever

A post shared by Ana_Obregon Oficial (@ana_obregon_oficial) on

"Es curioso, no puedo recordar nada de mi vida antes de ti, Aless, como tampoco puedo recordar estos meses sin ti. Se ha borrado todo. Lo único que siento cada segundo con lo que me queda de corazón son los 27 años que nos regalaste de inmensa felicidad, amor, lucha, ejemplo y genialidad", continúa.

Ana confiesa que se siente "devastada", "en un pozo vacío de vida" sin su hijo, llena de tristeza y le pide que acompañe a su alma y también a la de su padre en este camino que empiezan a recorrer sin él: "Gracias por habernos elegido como padres mi guerrero de luz", termina su mensaje.

A continuación