El penúltimo raulista vivo

Ya no hace falta que parezca un accidente

Aquí ya se ha perdido la vergüenza. Imaginémonos sólo por un momento que el presidente de la UEFA hubiera reconocido que Cristiano Ronaldo estaba más protegido por los árbitros que Pelé, Cruyff, Maradona o Zidane, y que a renglón seguido confesara que estaba bien que eso fuera así: seguro que el huracán Irene se habría quedado chico en comparación con la reacción del periobarcelonismo y del club catalán. Pero resulta que el organizador de la Champions, el hombre que está obligado a velar por la limpieza de la competición, el encargado máximo de proteger la transparencia de los partidos de fútbol en Europa y la objetividad de los árbitros afirma que Leo Messi está más protegido por los colegiados (los suyos) que Pelé, Cruyff, Maradona o Zidane, y que eso está bien, y aquí nadie dice nada no vaya a ser que a Sandro Rosell le dé otra vez por amenazar con trencar las relaciones institucionales con el Real Madrid. Que trenqui, que trenqui.

Y yo me pregunto lo siguiente: ¿Van a dormir tranquilos el resto de clubes europeos sabiendo que Michel Platini reconoce que se protege más a unos jugadores que a otros, que los futbolistas no son todos iguales y que el menos igual de todos es el jugador franquicia del vigente campeón continental?... Y sigo preguntándome: ¿No podría ahora el Real Madrid, tras esta sorprendente confesión de parte, exigir que se quitara la sanción a su entrenador y reclamar daños y perjuicios?... Porque fue precisamente la misma UEFA que preside el hombre que ahora no tiene rubor en decir abiertamente que existe un trato de privilegio hacia Messi la que decidió castigar a Mourinho por preguntarse "¿por qué?"... La respuesta a aquella pregunta la tenemos en estas declaraciones de Michel Platini.

No veo a Vehils, el mismo que paró máquinas por la pancarta del otro día en el estadio Santiago Bernabéu pero que silbó El puente sobre el río Kwai cuando en el Nou Camp se mofaron de Martín, Juanito y Petrovic, saliendo ahora a la calle denunciando el escándalo de estas declaraciones del número uno de la UEFA. Supongo que pasará poco tiempo hasta que Platini mate al mensajero, diga que él en realidad nunca quiso decir eso o que hemos malinterpretado sus palabras y deje caer como quien no quiere la cosa el famosísimo "se han sacado de contexto mis declaraciones". Pero Platini no habló de los jugadores con talento en general, no se refirió por ejemlo a Özil o a Agüero, sino que lo hizo de uno en especial. La pregunta que se hizo Mourinho ya tiene respuesta: ya no hace falta que parecezca un accidente.

A continuación