El penúltimo raulista vivo

Voces autorizadas

En San Mamés, eso es cierto, tuve ocasión de observar la sombra del bosquejo del esbozo del futbolista que un día llegó a ser Kaká. Esa visión, la de un jugador que parece querer levantarse, ha excitado al personal después de tanto tiempo recibiendo malas noticias; yo prefiero esperar un poquito más para confirmar, ojalá, que la resurrección del brasileño es definitiva. Está claro que Kaká quiere agradar y reconoce sin ambages que tiene una deuda con el Real Madrid y con los madridistas. Su compatriota Ronaldo, que es sin duda una voz autorizada, dice que sería un error venderle. En este punto en concreto, el del regreso de Kaká al fútbol de la alta competición, no veo yo que Mourinho haya tenido demasiado que ver: o el jugador encuentra su swing o no lo encuentra, así de sencillo y complicado al mismo tiempo, y ya digo que el otro día observé en San Mamés la sombra del bosquejo del esbozo del gran futbolista que llegó a ser. Estamos a la espera de confirmación.

Otra voz autorizada en esto del fútbol es sin duda la de Johan Cruyff. Del ex presidente de honor del Barcelona se podrán discutir muchas cosas salvo que no sabe de esto. Sabe, y mucho. A propósito de la riada de clásicos que nos espera, el holandés escribe en El Periódico que el objetivo del Barça "es ganar los partidos adecuados, y no son cuatro, son dos". Le doy la razón a Cruyff. Imagino que lo ideal sería ganar los cuatro partidos porque eso dejaría muy tocado al máximo rival, pero, con tres cuartos de Liga en el bolsillo, supongo que Guardiola querrá que su equipo apriete sobre todo en la final copera y en el encuentro de vuelta de la Champions... como le ocurrirá al Real Madrid. Sí, sí, al Real Madrid. Cruyff habla de utilizar el partido del sábado como desgaste, y no tengo la menor duda de que Mourinho también habrá pensado en eso; creo que, de los cuatro partidos, el menos significativo será el primero.

Y ayer habló Luis Aragonés, otra voz autorizada. Afortunadamente ya no puede hacerle daño a la selección con sus comentarios porque hace algunos meses que España se proclamó, desde luego sin su ayuda, campeona del mundo por primera vez en su historia. A Luis sus amigos le apodaron una vez "sabio", y con el "sabio" se quedó, pero una cosa es ser un sabio, otra distinta un listo y otra diferente un listillo. En un homenaje del foro Gaudeamus Atleti, el ex seleccionador ha venido a decir que Del Bosque se limitó a seguir la senda trazada por él. Dos puntualizaciones: la primera es que, afortunadamente, Vicente no siguió la senda trazada en el Mundial de Alemania de 2006 porque, de haberlo hecho, en Sudáfrica nos habrían mandado para casa en los octavos de final; y la segunda es que ahora entiendo un poco mejor por qué razón el Rey Juan Carlos concedió el título de marqués a Del Bosque.

A continuación