El penúltimo raulista vivo

Mou se impuso a Simeone

El panorama de Mourinho era el siguiente: el Chelsea visitaba el campo del equipo de moda en Europa con Hazard y Eto'o lesionados e Ivanovic sancionado. Los dos primeros, la clara referencia atacante; el tercero, uno de sus indiscutibles puntales defensivos. Una vez iniciado el choque Mou se queda en el minuto 17 sin Cech, su portero titular, y diez minutos más tarde pierde a Terry. Viendo en directo la transmisión del partido por Televisión Española uno podría extraer la errónea conclusión de que tanto el guardameta checo como el central nacido en Barking estaban perdiendo tiempo por orden expresa del maléfico portugués pero el primero tuvo que ser trasladado a la Clínica Cemtro debido a una luxación en el hombro derecho mientras que el segundo se torcía el tobillo: para Cech se acabó la temporada mientras que Terry estará ausente del partido del miércoles que viene. Fingió la tele pública.

Así que el Chelsea afronta 70 minutos en el Vicente Calderón sin Hazard, Eto'o, Ivanovic, Cech y Terry. A Cech, por cierto, le sustituye un portero de 41 años. Démosle la vuelta a la situación: ¿Cómo habría planteado Simeone el partido de ida de unas semifinales de Champions en campo contrario sin Courtois, Miranda, Godín, Costa y Villa?... Cualquier entrenador profesional de fútbol, cualquiera, habría planteado el partido exactamente igual que Mourinho. Cualquiera. Supongo que si el encuentro se hubiera disputado primero en Stamford Bridge es probable que Mou hubiera alineado a Oscar, no lo sé. Pero... ¿primer partido fuera de casa con cinco jugadores titulares K.O.?... Yo voy clarísimamente a que no me marquen y a que le suene la flauta a Torres.

Así que el Chelsea le entregó el balón al Atleti y el Atleti simplemente no supo qué hacer con él. La muralla blue frustró las ansias personales de venganza que los Tattaglia tienen contra Mourinho, un tipo que les obvió durante los tres años que estuvo aquí y que, ahora que ya no está, simplemente les desprecia. Lo que esperaban estos caballeros es que el Chelsea hubiera ido a buscar al Atleti desde el primer minuto de juego con un equipo de circunstancias para así dejarles a Costa y compañía todo el espacio del mundo por delante. Pero Mourinho no les dio por supuesto semejante satisfacción. Su análisis del partido es simplemente perfecto: "El Atleti frustra al rival, hoy le frustramos nosotros". ¿Quiere esto decir que el equipo colchonero está muerto?... En absoluto. Para mí, y en las actuales circunstancias de lesiones, el equipo de Simeone es claro favorito para jugar la final. Que en estas condiciones Mou consiguiera llevar a su equipo hasta Lisboa sólo podría recibir el calificativo de "milagroso". Pero los ansiosos tendrán que esperar una semanita más.

A continuación