El penúltimo raulista vivo

La "marcha del coronel Capello" y un león desperezado

Ha muerto Sir Malcolm Arnold, el compositor de la célebre "Marcha del coronel Bogey" que hizo universalmente famosa la banda sonora de "El puente sobre el río Kwai". Viendo cómo juega al fútbol el Real Madrid, con Diarra titánico, Ramos omnipresente, Van Nistelrooy y Raúl defendiendo como unos auténticos perros de presa, no puedo por menos que coincidir con las crónicas que del partido contra el Betis aparecieron en los periódicos del domingo. Efectivamente este equipo se va asemejando cada vez más a lo que quiere Fabio Capello. Observo al Real Esparta y no sé por qué me vienen inmediatamente a la memoria el coronel Nicholson y el mayor Shears silbando la "Marcha del coronel Bogey". Es posible que esperemos siempre lo máximo del Real Madrid y que en las actuales circunstancias eso tampoco sea del todo justo. Probablemente estemos asistiendo a una especie de "economía de guerra" aplicada al fútbol. "Puede", "es posible", "probablemente"... Pero sigue sin gustarme lo que veo. Sólo deseo que el coronel Capello me tape la boca en junio.
 
Asistimos, por otro lado, a un inicio de Liga bastante más ortodoxo que el del año pasado. Arriba están los que tienen que estar, con la positiva inclusión del Atlético de Madrid. Enrique Cerezo se hartó de decir en la víspera del partido contra el Sevilla que dicho encuentro supondría un termómetro perfecto para medir la temperatura exacta del equipo de Javier Aguirre. El caso es que el Atlético venció a un equipo que jugó los últimos veinticinco minutos del partido sólo con nueve futbolistas. No comprendo bien a Javi Navarro, su actitud me confunde. Por un lado dice que él no habla nunca de los árbitros y, a renglón seguido, acusa a González Vázquez de parcialidad. ¿No les parece un poco fariseo? En el caso del Madrid, como ya lleva tres años sin comerse un colín, nadie ha resucitado todavía desde Barcelona a Francisco Franco. Todo se andará si Diarra continúa así. Por cierto, ¿no tendría que haberse puesto en huelga de hambre Samuel Eto'o por los gritos racistas que el madridista tuvo que sufrir en el estadio Manuel Ruiz de Lopera?
 
En cuanto al Barcelona-Valencia, me parece que Quique Sánchez Flores puede darse con un canto en los dientes. Como dijo David Albelda al final del partido, "en la segunda parte se despertó el león". El Barcelona sigue siendo, para mí, el favorito número uno al título de Liga. El equipo de Rijkaard atesora más talento individual que Sevilla, Real Madrid o el propio Valencia. En el futuro será muy difícil arrancar un punto del Nou Camp. El león permaneció anestesiado durante la primera parte y Villa se aprovechó de ello. Siempre el "guaje".
 
Posdata: Declaraciones de Quique Sánchez Flores del 22 de septiembre de 2006, hace sólo tres días: "que nadie olvide que el Madrid me dio de comer a mí y a mi padre". Eso es lo que, cumpliendo el mandato del entrenador del Valencia, hice yo en mi último artículo. Fui tan disciplinado que, sin mayor dilación, seguí sus instrucciones ya en la segunda línea. Donde manda patrón...
 
A continuación